"Lácteosbol"
"EBA"
"Papelbol"
"Cartonbol"
Fecha: 
Mié, 08/10/2014
Fuente: 
SEDEM

El miércoles 8 de octubre en la localidad de Cañuma, Caracollo, se llevó a cabo la inspección técnica del avance de obras civiles del emplazamiento de la Empresa Pública Productiva de Cementos de Bolivia (ECEBOL), dependiente del Servicio de Desarrollo de las Empresas Publicas Productivas (SEDEM).Este evento tuvo la participación del Gobernador de Oruro, Santos Tito, autoridades representantes de las organizaciones sociales y autoridades de la localidad.

En esta oportunidad, Patricia Ballivián, Gerente General del SEDEM; Alejandro Rodríguez, Alcalde de Caracollo y José Luis Jiménez, Gerente Técnico de ECEBOL, inspeccionaron e informaron respecto a las labores que realizan la maquinaria pesada en cuanto a movimiento de tierras respecto a obras civiles que se están ejecutando en el lugar.

“Veo mucha alegría en todos y todas, y así debe serlo, pues ya estamos al 10% de avance en obras civiles y construcción de maquinaria que se realiza el exterior, para brindar a Bolivia un precio justo que desmonopolice la demanda de cemento, y modestia aparte esta será una de las empresas más grandes del país y una de las 5 plantas de cemento más grandes en Latinoamérica”, mencionó Ballivián.

“El compromiso de la gobernación es de brindar los servicios básicos (energía eléctrica y agua) además de garantizar el acceso de caminos para esta importante obra que va en pro de Oruro y toda Bolivia” aclaro Santos Tito.

Recordemos que la construcción de la fábrica de cementos ECEBOL tiene una inversión de 244, 759, 151 millones de dólares y la empresa constructora es el consorcio de sociedad accidental, Español – Alemán, “VALORIZA”.

Entre las proyecciones de la empresa, esta tendrá la capacidad de generar 500 empleos directos en la región, además de asegurar por medio de los yacimientos certificados de piedra caliza, una producción de cemento que tendrá un suministro mínimo de 50 años, además de tener un costo comercial de por lo menos un valor del 30% menor al costo actual, logrando de esa manera romper el actual monopolio comercial en la producción de este insumo importante para la construcción.